Cimatic

El camino hacia la modernización. Panorama del sector manufacturero

En 2015, la mayoría de los fabricantes obtuvieron unos modestos niveles de rentabilidad debido a los bajos precios de los productos básicos y a la inflación salarial. Este entorno dio lugar a que se empezara a considerar el rol que las nuevas tecnologías ”disruptivas” podrían tener en las empresas manufactureras y posibles estrategias de inversión. Además de contribuir a “la moda” del Internet de las cosas (IoT, Internet of Things), los expertos apelaban continuamente a la necesidad de la digitalización del sector y a que sea más inteligente, a la importancia de hacer la transición a operaciones centradas en el cliente, a la adopción de plataformas móviles y sociales y, por supuesto al despliegue en la nube.

Pero, a pesar de tanto optimismo por la «fábrica del futuro», el año 2015 finalizó con un clima de cautela que aún hoy continúa. Un informe de PwC de Enero de 2016, revela que para los fabricantes industriales de EE. UU.

1- hubo menor crecimiento del previsto. El nivel de optimismo económico global es bajo en general. Para superar este obstáculo, los fabricantes deben priorizar sus inversiones y tomar medidas progresivas hacia su visión del futuro.

Como siempre, las tendencias varían en lo vertical. En la industria de automoción, el crecimiento vendrá de la mano de fusiones y adquisiciones, y de la innovación, debido a una mayor inversión en I+D.

2- En las empresas del sector aeroespacial y defensa, las nuevas tecnologías serán esenciales para hacer frente a los presupuestos menguantes y al estancamiento en las contrataciones.

El factor común entre todos los sectores es que ser más receptivos a los clientes será primordial para los fabricantes.

En un informe reciente, IDC predice que los fabricantes que inviertan en el clientecentrismo incrementarán su cuota de mercado entre un 2% y un 3.3%